SPORT HOTEL HERMITAGE | ESPLÉNDIDO

SPORT HOTEL HERMITAGE
LUCÍA FERRER

COMPARTIR:

Puede decirse, sin temor a exagerar, que no existe en el todo el Pirineo un establecimiento con una oferta tan agradecida para los esquiadores, como la de este hotel de 5 estrellas situado a los pies de las pistas andorranas de Grandvalira.

Existen, es cierto, algunos hotel-boutique de gran nivel en la cordillera pirenaica, pero ninguno puede dar tantas satisfacciones a los que quieren disfrutar de unos días de esquí a la altura de las que ofrece Sport Hotel Hermitage & Spa, y no sólo porque se encuentre situado a 1.850 metros de altitud. Basta con entrar en su imponente hall –con su contemporánea conjugación de piedra y madera– para advertir que se trata de un hotel singular. Cuando el empresario andorrano Josep Calbó decidió construirlo en Soldeu quiso que se diferenciara netamente con argumentos muy sólidos de la oferta hotelera de la región. Los atractivos principales de Sport Hotel Hermitage & Spa son cuatro:

    · Su edificio y las vistas. Ha sido muy generosamente dotado de salones amplios y acogedores para que los que los huéspedes puedan disfrutar placenteramente, junto a un chimenea, de una tertulia, el descanso o la lectura. Todas las habitaciones –desde las Junior Suite Deluxe a las Suite Hermitage con su sala de estar independientes– disfrutan de bañera de hidromasaje, formidables vistas y una decoración con impecables acabados para garantizar el máximo confort.
    · Su ubicación junto a los remontes de las pistas de la estación más completa del Pirineo. Gracias a la fusión de las estaciones de esquí colindantes de Pas de La Casa, Grau Roig, Soldeu, El Tarter y Canillo, Grandvalira es hoy el dominio esquiable más grande del sur de Europa. Dispone de 210 km de pistas, un 44% más que la siguiente en el ranking, Baqueira, que, con los remontes instalados este año ha aumentado su capacidad hasta 146 km. El Hermitage se ocupará de agilizar el acceso a las pistas, gestionando los forfaits, la reserva de monitor para quien desee tomar unas clases, las raquetas o las motos de nieve y el guía para una excursión invernal.
    · Sport Wellness Mountain Spa. Es un completísmo centro de bienestar de 5 plantas y 5.000 metros cuadrados en el que se agrupan, de forma temática salud y belleza, relajación por hidroterapia, purificación y tonificación por calor húmedo y seco, y la zona de spa y circuito de aguas –con piscinas de diferentes temperaturas, un camino de guijarros y una gran laguna con chorros de hidroterapia, masaje subacuático y acceso directo a 2 bañeras de hidroterapia exteriores–. Los huéspedes podrán recibir un amplio abanico de cuidados específicos: de belleza, relajantes, estimulantes, sensoriales en el Spa o en su propia habitación.
    · Los restaurantes Orígen, Arrels y Sol i Neu, al frente de cuyos fogones se combinan dos prestigiosos chefs que cuentan con el reconocimiento de la Guia Michelin: desde diciembre hasta mayo Nandu Jubany, y, de julio a noviembre, Carles Gaig. Los amantes de la gastronomía nipona podrán descubrir, en Koy Hermitage, el arte de la cocina japonesa de la mano de Hideki Matsuhisa.

La experiencia de un fin de semana en Grandvalira, Soldeu y el Sport Hotel Hermitage & Spa es muy diferente a la que se disfruta entre semana. Merece la pena liberarse de las ocupaciones cotidianas para aprovechar al máximo de las posibilidades interminables de Grandvalira y relajarse después en este formidable hotel.

Más información en hotelhermitage.sporthotels.ad